Erakusketa / exposición: Koko Rico

KOKO RICO: DIBUJOS

Koko Rico (Vitoria-Gasteiz, 1965) nos muestra en el espacio de arte y cultura Zas Kultur sus últimos trabajos sobre formato papel. De título “Dibujos”, nos encontramos con once obras sobre realizadas por este artista de dilatada trayectoria creativa. Podemos recordar sus comienzos con la pintura allá por principios de los años ochenta. Obras realizadas con cementos y arenas, muy matéricas, oscuras, con incrustaciones de elementos a veces ferrosos.  Pinturas que ya adelantaban el posterior trabajo escultórico de su autor y por el que más se le reconoce. 

Koko es autor de varias esculturas situadas en Vitoria-Gasteiz, como los dos animales salvajes mutados que parecen morar en pleno contexto urbano: en el parque público de la Catedral Nueva de Gasteiz. Rico nos presentaba en el palacio de Zurbano -hace un par de años- un fantástico bestiario en el que la figura humana formaba parte de él. Una valiente propuesta: los espacios y la arquitectura del siglo diecisiete convivían con la escultura actual del siglo veintiuno. Las diversas estancias, salones, criptas, torres parecían contarnos una singular historia de la que el autor nos hacía partícipes cuando recorríamos el lugar. 

En 2012, el artista ocupaba las antiguas cocheras del palacio Escoriaza Esquibel de Vitoria-Gasteiz. La visita al lugar invadido por sus esculturas nos producía una extraña confusión, como si estuviésemos perdidos dentro de un denso sueño del artista.

Koko exponía hace media docena de años sus obras en la librería Zuloa: nos mostraba por primera vez 50 obras realizadas sobre papel, dejando de lado, por lo tanto, su trabajo escultórico. Realizaba una por cada uno de los 50 años que por aquel entonces cumplía. Como si con su medio siglo quisiera remarcar un antes y un después en su trayectoria apostando ahora por abrir un nueva línea que se escapara de la carga técnica y procesual que supone trabajar con el formato tridimensional. 

En Zas Kultur, ahora, el autor retoma ese hilo y vuelve al dibujo. Un medio ligero, casi vaporoso, pero que paradójicamente conecta con el peso y densidad de su trabajo escultórico. Representaciones de figuras humanas y animalescas realizadas sobre un papel frágil, que se arruga con el agua empleada para dar forma a aquellas, provocando la sensación paradójica de que la ligereza del pigmento y el agua, casi inmaterial, se hunde en ese soporte tensionándolo. No deja de ser, por lo tanto, un trabajo sobre el peso, la fuerza gravitacional, de la propia representación.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s